Según la ciencia,las personas que viajan son más felices que quienes se casan y tienen hijos

    Como seres humanos tenemos sueños y metas, pero obviamente esos sueños y metas varían dependiendo de cada persona; unos sueñan con casarse, tener hijos y formar un hogar.

    Otros sueñan con recorrer el mundo entero viajando y conociendo y no tienen el matrimonio y el formar una familia como algo necesario para sus vidas.

    Las personas que viajan son más felices

    Los sueños y metas de cada quién deben ser respetados; pero ¿sabías que las personas que deciden pasar su vida viajando y recorriendo el mundo son más felices que las personas que se casan y tienen hijos?

    Pues así es; un estudio realizado por la universidad de Oslo, en Noruega, afirma que viajar produce más felicidad que hacer una familia y obtener bienes materiales.

    El estudio consistió en hacer una rápida encuesta a 18mil personas al rededor de varios países; el resultado arrojado fue que el 55% de las personas consigue más felicidad en las aventuras y los recuerdos de los viajes que en casarse y vivir las rutinas cotidianas del día a día y que las cosas materiales.

    El 27% eligió viajar durante un tiempo antes de conocer al amor de su vida y casarse, y el 18% definitivamente prefiere viajar que tener hijos.

    Los recuerdos valen más que cualquier cosa material

    Cuando viajamos vivimos nuevas experiencias, conocemos culturas nuevas, aprendemos otros idiomas, y definitivamente son recuerdos y vivencias que guardamos en nuestros recuerdos.

    Hay que estar conscientes que viajar y recorrer el mundo requiere de mucho dinero; pero el estudio realizado por la Universidad de Oslo también arrojó que las personas prefieren invertir en viajes que en elementos materiales como casas, carros, joyas, entre otras cosas.

    Estas personas aseguran que de momento es mejor vivir la aventura de la vida y aprovechar la juventud mientras esté presente.

    Por otra parte; sin duda alguna; encontrar al amor de tu vida, casarse, tener hijos y formar un hogar es algo hermoso y sobre todo respetado.

    Se requiere de mucha madurez, objetividad y planificación para lograr cumplir esos sueños; pues son los que más acarrean responsabilidad, seriedad, compromiso; es saber que muchas veces se deben hacer sacrificios renunciando a otras cosas solo por mantener ese estilo de vida que se vive cuando se está casado y con hijos.

    ¿Y tu?; ¿con que grupo de personas te sientes identificado?

    Si eres de los que creen que viajar da más felicidad que casarse y tener hijos, no esperes más y planifica tu próximo destino; y si es realmente tu sueño lucha por eso.

    Pero si eres de los que piensan que hay más felicidad en encontrar el amor de tu vida, casarte y formar una familia; también es válido y respetado.

    Lucha por tu meta sin importar lo que digan los demás; recuerda que todos tenemos sueños diferentes.

    ¡Déjanos tus comentarios y comparte con tus amigos!

    Añadir un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *